Economía y seguridad en el post-conflicto

Hernando Zuleta
26/3/2019

Libro de Hernando Zuleta

Durante muchos años, la violencia y la criminalidad estuvieron asociadas al conflicto armado y la atención de las autoridades, los medios y la academia estuvo capturada por las causas y los efectos del conflicto. Hoy, después de la política de seguridad de democrática, del proceso de paz con los paramilitares y del proceso de paz con la FARC, hay problemas que no están directamente relacionados con el conflicto que se hacen más visibles.

En primer lugar, la pobreza ha sido identificada como causa y consecuencia del conflicto. De manera que si la reducción de la violencia tiene grandes efectos económicos, entonces es sostenible y, seguramente, los territorios castigados por pobreza y violencia pueden entrar en un círculo virtuoso de desarrollo y paz. Pero si los réditos económicos de la Paz son modestos, uno de los retos de política es impulsar el desarrollo en las regiones que han padecido la violencia.

En segundo lugar, la violencia y la criminalidad no son un fenómeno únicamente rural. Colombia es un país cada vez más urbano y la seguridad ciudadana debe ser una prioridad. Por esta razón, es necesario estudiar problemas de violencia y seguridad desde una perspectiva urbana.

En tercer lugar, el narcotráfico ha sobrevivido a la lucha contra los carteles y, seguramente, sobrevivirá a los acuerdos de paz. Así, si se quiere atacar este negocio ilícito de manera efectiva, es imprescindible mejorar la lucha contra el lavado de activos.

Por último, con el nuevo orden nacional y las nuevas prioridades en seguridad, es deseable una reestructuración de algunas de las instituciones encargadas de la seguridad nacional. En este sentido, es importante identificar oportunidades para mejorar la eficiencia de las Fuerzas Armadas.

El libro “Economía y Seguridad en el Postconflicto” ofrece una aproximación a estos temas y, con esta, pretende abrir nuevos debates, nuevas líneas de investigación y nuevas discusiones de política con la idea de seguir avanzando en la reducción de la violencia y la criminalidad, y en el desarrollo económico del país.

COMPARTIR