Comentario de Política | 10 puntos para una nueva política de drogas

14/3/2022

Por: Lucas Marín Llanes, Predoctoral Fellow del CESED; David Restrepo, Investigador Asociado del CESED; María Alejandra Vélez, directora del CESED) & Hernando Zuleta, Profesor Asociado del CESED.

Colombia es el mayor productor de cocaína del mundo. Se estima que el 68.8% de la cocaína mundial es producida en el país. Desde la década de los 90s, Colombia es el mayor cultivador de coca, seguido por Perú y Bolivia que representaron el 35% de los cultivos de coca mundiales en 2019. En el 2018, se estimó que el mercado de la cocaína en Colombia corresponde a 1.8% del PIB, 2 veces el producto de
la economía cafetera.

Las sustancias con mayor frecuencia de uso, después de la marihuana, son la cocaína, el bazuco y el éxtasis. En el caso de Bogotá hay información disponible para el 2013, 2015 y 2017. La prevalencia de consumo de marihuana y cocaína durante toda la vida aumentó entre 2013 y 2017. La prevalencia de marihuana aumentó de 31.3% en 2013 a 51.8% en 2017. En el caso de la cocaína el aumento fue del 7.4% al
16.7%.

Colombia, como productor, ha enfrentado durante décadas los costos de un mercado ilegal, especialmente los grupos poblacionales más vulnerables como campesinos, mujeres, minorías étnicas y líderes sociales. Mientras tanto, el consumo global de la cocaína sigue creciendo y se estima en 20 millones de consumidores actualmente. Estos indicadores reflejan el fracaso del enfoque prohibicionista que no ha permitido reducir el consumo ni la producción.

En este Comentario de Política presentamos 10 ideas que hemos analizado desde el Centro de Estudios de Seguridad y Drogas (CESED) a partir de la evidencia científica disponible y que consideramos debe tener la política de drogas del próximo gobierno colombiano.

Lea aquí el Comentario de Política

COMPARTIR